Actualmente,  el azúcar blanco es uno de los alimentos que más abunda en nuestro día a día. Y no sólo lo encontramos en alimentos que ya sabemos que son dulces como el chocolate, las pastas, las gominolas, los postres dulces, bebidas… También lo podemos encontrar en enlatados, conservas, galletas y cereales integrales, zumos, yogures, bebidas vegetales… ¡SÍ, hay azúcar hasta en la sopa!fruit-jelly-539695_1920

Y entonces viene cuando decimos “No, yo lo tomo todo edulcorado, 0 azúcar”.

Siento deciros que esta NO es una buena solución. ¿Por qué? Pensad que tanto si tomamos azúcar como edulcorante, estaremos acostumbrando a nuestro paladar a un sabor extremadamente dulce, y especialmente a un dulzor industrial. Como consecuencia, nuestro cuerpo nos pedirá día sí y día también alimentos dulces, ya sean edulcorados o endulzados con azúcar, pero dulces. Dejaremos de notar el sabor natural de los alimentos, un plato de verdura o ensalada nos parecerá soso, querremos bebidas con sabor, terminaremos una comida y querremos algo dulce…

El sabor dulce es necesario, sí. Pero tenemos que buscar una alimentación con dulzor natural, sin ser industrializado. Por eso aquí os dejo 5 alternativas para que endulcéis vuestra alimentación y poco a poco dejéis de lado el azúcar industrial y todos los alimentos que lo llevan.

  • Concentrado de manzana. Nos aportará un sabor dulce natural a nuestros platos. Se puede añadir en el desayuno, cuando hagamos cocciones largas de verduras como la zanahoria o la cebolla, en bizcochos caseros para sustituir al azúcar…
  • Canela: una especie que no solamente nos aportará dulzor sin aportarnos calorías sino que nos ayudará a regular los niveles de glucosa en sangre y a mejorar la circulación. Se puede añadir a las bebidas vegetales, leche, yogur, pasteles, galletas caseras…bananas-1642706_1920
  • Plátano: una fruta muy dulce y con textura cremosa que puede ser una buena alternativa para endulzar nuestros postres y tartas, añadirlo en batidos, o simplemente tomarlo sólo aquellos días que tengamos antojo de dulce.
  • Verduras o hortalizas dulces: la calabaza y la zanahoria son dos alimentos que una vez cocidos tienen un sabor muy dulce. Se pueden tomar como crema de entrante en comidas y cenas o también se puede hacer pan o bizcochos con ellas, sin necesidad de añadir más azúcar.
  • Boniato: Este tubérculo, al igual que la calabaza y la zanahoria, cuando se cocina pasa a tener un sabor muy dulce. Una de las recetas que más me gusta para hacer con él son los chips de boniato. Se hacen al horno y quedan crujientes y dulces.

Y vosotros, ¿qué endulzante natural usáis más?

Share

You Might Also Like

Leave a Reply